Burocracia “choncha”

Ayer, el Congreso veracruzano emitió un comunicado de prensa del diputado de Morena, Amado Cruz Malpica, quien propone una reforma a la Ley Orgánica del Municipio Libre para reducir 48%, es decir, casi la mitad, el número los regidores que tienen los 212 ayuntamientos de Veracruz, a partir de la próxima elección del 2021, con la finalidad de ahorrar recursos.

Según la fracción legislativa de Morena en el congreso local, de concretarse esta propuesta, significaría un ahorro anual considerable en las finanzas municipales, dinero “que puede ser aprovechado en otros rubros para cumplir necesidades prioritarias”.

El diputado explicó que actualmente el artículo 21 de la Ley Orgánica del Municipio Libre de Veracruz establece una distribución de número de ediles en los rangos de tres, cinco, siete, nueve, 13 y hasta 15 ediles. Él propone rangos de tres, cinco y siete regidores.

Lo anterior atendiendo a la cantidad de población de cada municipio, por lo que hay  630 regidores en los 212 municipios con una población de ocho millones 112 mil 505 ciudadanos.

Cruz Malpica asegura que su propuesta con proyecto de decreto cuida no violentar el correcto gobierno en los diferentes municipios, asegurando la diversidad y contrapesos políticos sin propiciar un derroche de recursos o una sobrerrepresentación innecesaria en municipios con necesidades.

Si bien la intención es buena, es justo decir, que el diputado de Morena se fusiló la idea del ex gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, quien a principios de 2017 propuso la reducción de 236 regidurías, lo que representaría un ahorro anual de las finanzas públicas de hasta 137 millones 457 mil 837 pesos, pero el pleno del Congreso del Estado le dio un revés al entonces jefe del Ejecutivo y desechó su propuesta con el voto en contra de 29 legisladores, nueve a favor y seis abstenciones.

El dictamen establecía que en 95 municipios había una sobrerrepresentación, es decir, que contaban con mil 54 ediles, cuando no deberían exceder de 818, por lo que hay más regidores que los señalados en la Ley Orgánica del Municipio Libre.

Ahora “Amadito” quiere sorprender a la opinión pública y aparecer como el que inventó el  agua tibia y descubrió el hilo negro, porque su propuesta esta basada en la del “choleño” ex gobernador, es lo mismo, pero más barato, la misma gata, pero bien revolcada.

Lo que no se vale es que el diputadito se quiera pasar de listo y crea que los veracruzanos no tenemos memoria, con todo y que la iniciativa no es mala y quizá hasta se está quedando corta. Veamos por qué.

A pesar de muchos intentos por adelgazar la burocracia en nuestro país, todos los esfuerzos han resultado inútiles y lejos de reducirse, en la mayoría de los casos se ha engordado esta “plaga” de “servidores”, lo mismo en el ámbito federal, estatal y municipal.

Todos sabemos que la mayor parte de los presupuestos de las dependencias federales, de los Congresos, el Poder Judicial, así como de los ayuntamientos se gasta en el pago de las abultadas nóminas.

Cada nueva administración se simula el despido de personal, pero por detrás se contrata a los amigos, compadres, novias, amantes y recomendados, de tal forma que todo vuelve a quedar igual o peor que al principio.

Algunas consultorías estiman que en México la burocracia (funcionarios y empleados de gobierno) supera los ocho millones, mientras que en países desarrollados como en los Estados Unidos, ronda los 2.2 millones, con una población de 300 millones de personas.

Datos del propio gobierno federal revelan que entre los años 2000 y 2012 el gasto devengado en servicios personales en todos los órdenes y niveles de gobierno creció 141.6% en términos nominales, mientras que en los estados y los municipios el gasto creció 152% y en los llamados “ramos autónomos” que incluyen los poderes Judicial y Legislativo, así como el INE y la CNDH, creció 283.7% en los mismos términos. Sí, aunque usted no lo crea.

En 1996, existían en Veracruz 207 municipios, pero fue también Miguel Ángel Yunes Linares –en el entorno de la llamada Consulta Pública para la Reforma Democrática- quien alentó y orquestó la emancipación de Carlos A. Carrillo, Tatahuicapan y Uxpanapa como los municipios libres 208, 209 y 210, respectivamente. Después, en 2003, Miguel Alemán Velazco propuso y el congreso del estado aprobó que San Rafael y Santiago Sochiapa fueran los municipios 211 y 212. Y por si fuera poco, algunos perredistas cegados por el poder azuzan a los habitantes de Tres Zapotes en Santiago Tuxtla para pelear su autonomía y ser declarados el municipio 213. Vaya grandísima estupidez, ven la tempestad y no se hincan.

Algunos sociólogos y académicos universitarios han alzado la voz para abolir a los municipios que en estricto apego a la ley no cumplen con el mínimo de población para ser autónomos, lo que verdaderamente significaría un ahorro en todos sentidos, pero hasta ahora no hay valientes que quieran tomar esa bandera, seguramente por los riesgos políticos que puede conllevar. ¿Te atreves diputado Amado?

Así pues, a Yunes Linares le dieron hasta con la cubeta cuando propuso eliminar regidores, pero vamos a ver si el mayoriteo y la aplanadora de Morena en la actual legislatura le augura mejor suerte al diputado Cruz Malpica, quien retoma la iniciativa del también apodado “Blue Demon”. …..Nches morenos, ¿será que ya tienen Síndrome de Estocolmo?….. Usted Dirá. Comentarios y sugerencias a rvalerdeg@gmail.com

 

 

error: www.sucesosdeveracruz.com.mx