Columna sin nombre

EL FISCAL VERDURITAS CAYÓ REDONDITO

+ El choco-jarocho en Tierra Blanca.
+ Asaltan OXXO en pleno centro de Xalapa y a metros de SSP.
+ Mueven millones en el Tiburón.

Un ostión en el aniceto, que no aparezcan las mentadas fosas en penales.
–Chopenjawer

Cuando se quiso destituir al titular de la Fiscalía General del Estado (FGE), Jorge Winckler (a) “Verduritas”, vía el juicio político en el Congreso del Estado, los que hicieron el ridículo fueron los diputados de MORENA así como los operadores políticos del Gobierno de Veracruz.

Trataron en dos ocasiones de sacar a Winckler de la FGE, pero nunca alcanzaron la mayoría de votos absolutos pese a tener todo el escenario a favor.

Otra oportunidad se avecina para MORENA y el Gobierno de Veracruz, donde al parecer no necesitarán del Congreso del Estado (obviamente para no dejar otra vez que la “k-guen” los diputados); tampoco se vislumbra que haya sido algo planeado localmente en Palacio de Gobierno: les daríamos mucho crédito a quienes han demostrado falta de malicia, oficio político, tenacidad y astucia.

El asunto se fue concretizando a raíz de que la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) a cargo de la abogada Namiko Matzumoto Benítez, lanzó su recomendación 25/2019, del expediente CEDH-3VG-DAP-0391-2018, donde señala el caso “Actos de tortura y otros tratos crueles, inhumanos y degradantes cometidos en perjuicio de una persona privada de la libertad”, dirigido a la Fiscalía General del Estado y la Secretaría de Seguridad Pública. Según el documento, le fue violado su derecho a la integridad personal en su modalidad de tortura física y psicológica

Se trata de Gilberto “N”, ex director de Servicios Periciales, quien es defendido por el abogado Jorge Reyes Peralta, mismo que ya puso la denuncia correspondiente en la Fiscalía General de la República (FGR) en contra del actual titular de la FGE, Jorge Winckler Ortiz, así como de su consejero y maestro Marcos Even Torres Zamudio (¿han notado que se parece a Gus Fring?); también contra Luis Eduardo Coronel, fiscal especializado, y hasta en contra del ex gobernador Miguel Ángel Yunes Linares.

Entre los hechos que narra la recomendación de la CEDH, destaca la tortura con música de banda y reguetón para no dejar dormir a Gilberto “N”. Lo anterior recuerda a aquel caso del dictador panameño Manuel Antonio Noriega, quien precisamente fue capturado por soldados estadounidenses porque lo obligaron a salir de la sede de la Nunciatura Apostólica donde se escondía al poner altavoces a todo volumen con música de heavy metal.

Es decir, existe un precedente –al menos histórico– de que efectivamente la música (más allá de los gustos particulares de cada quien) puede ser utilizado como instrumento de tortura o guerra psicológica, pero eso sólo causó mofa y chunga para el “Fiscal Verduritas” y sus compinches, descalificando la seriedad de la recomendación.

No satisfechos con eso, lanzaron una campaña en contra de la titular de la CEDH metiéndose hasta con su vida privada. Esto ocasionó que los presidentes de los comités estatales de derechos humanos de todo el país hicieran un video para defender a su homóloga veracruzana, exhorto al cual también se sumó el titular de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), Raúl González Pérez, para que cesaran los ataques en contra de Namiko Matzumoto.

Los ataques cesaron, pero la burla por la tortura y los agravios a Namiko sólo exhibieron a la misma Fiscalía, a su titular y a la bola de catadores de gases que tiene alrededor, confirmando su falta de seriedad y parcialidad ante la impartición de justicia y que si alguien se atreve a ir en su contra, será agredido públicamente por las huestes del Fiscal.

Las reacciones virulentas de Winckler y sus aliados, en este sentido, sólo confirmaron la manera en que opera la FGE de Veracruz, ahora en el ojo de las Comisiones Estatales de Derechos Humanos y hasta de las Fiscalías del país.

De esta manera lo que quisieron hacer pitorreo local, sólo hizo que la FGE quedara reducida a simple instrumento de abogados inmaduros, reaccionarios, con falta de seriedad y exhibidos a nivel nacional. Luego entonces, casi le están dando la razón al Gobierno de Veracruz por su forma de actuar (no que la tengan) en contra de los intereses de la entidad.

De este modo, parece que Winckler y sus amiguis no se dieron cuenta que cayeron en el escenario del desprestigio, precisamente por las reacciones burlonas al señalamiento de tortura y la campaña denigrante en contra Namiko.

Por algo –dicen– lo que estaba anunciado con bombo y platillo en Boca del Río como un evento magno donde el “Fiscal Verduritas” se luciría como la quinceañera del lunes con homólogos de todo el país y hasta la presencia del mero-mero de la Fiscalía General de la República, Alejandro Gertz Manero, finalmente quedó en un mediocre evento a donde no llegaron más que unos cuantos invitados panistas para hacer bulto.

Comentan que el “Fiscal Verduritas” estaba tan molesto, que se desquitó con los vatos, vatas, “vetes”, de la prensa a quienes finalmente dejó plantados, plantadas, “plentedes”, en la conferencia a la que él mismo había convocado.

El Fiscal cayó redondito. Ya se había fortalecido desde lo del juicio político y se le veía difícil de tumbar, pero ya se tambalea por su propia soberbia y arrogancia.

NOTA PARA PEGAR EN EL REFRI: Que este martes estará por Tierra Blanca (el lugar más caluroso de Veracruz) el presidente disque paisano de los veracruzanos para encabezar un evento de Pemex. A ver si así siente que la Virgen le habla y entiende que nosotros, sus “paisanos”, también hemos hecho resistencia civil contra las altas tarifas de la luz pese a que el estado es el mayor productor de energía y uno de los más castigados por los fuertes calores que azotan al país desde hace años. Que a ver si así tantito entiende que no sólo Tabasco merece condonaciones ni reducciones ni favoritismos sentimentaloides.

OTRA NOTITA: A tan sólo unos metros del cuartel “San José” de la Secretaría de Seguridad Pública y en pleno centro de la ciudad, fue asaltada la tienda Oxxo ubicada en Xalapeños Ilustres y Arteaga; como van las cosas, falta que asalten el cajero del Palacio de Gobierno o se roben el que está en la Torre de SSP.

LA ÚLTIMA PORQUE NO SUPERO LO DE LA TARGARYEN: El comentario lo retomamos de algo que planteó hace algunos días el periodista Ciro Gómez Leyva: ¿cómo así de la nada se pagan 120 millones de pesos para sólo sostener un equipo de futbol de primera división? ¿De dónde sale el dinero?… Agregaríamos: ¿Cómo también de la nada aparece la hija de un aspirante a cacique en el sur para decir que también puede comprar el equipo? ¿Y el Gobierno de Veracruz qué explicación tendrá o hará mutis en el caso? ¿La Unidad de Inteligencia Financiera los estará vigilando? Porque aquí se ve todo, menos transparencia en un equipo ligado al gobierno estatal.

En el IVEC, no pelan a Cuitláhuac

ANTERIOR

Asesina a su esposa e hijo de 9 años a balazos

SIGUIENTE

Te puede interesar