Causas y efectos

Los enredos del poder

*Ejemplo de don Hipólito
*Virus de la confrontación
*México y las vacunas

No es de extrañarse lo que se registró en tierras Veracruzanas, en los ámbitos “para la elección” de integrantes de organismos que operan de manera independiente, en los marcos de la administración de justicia en todos sus sectores y niveles, ello se debe tener bien claro e incluso asentado en los archivos y hemerotecas, que registran la historia de cada organización, como lo pueden ser los ámbitos diversos para la administración de justicia, al igual que los espacios universitarios y ya no se diga cuerpos colegiados, en áreas como el Instituto Mexicano del Seguro Social o el Instituto de Pensiones del Estado.

En toda mi trayectoria vinculado de siempre ha medios de comunicación, no he tenido la oportunidad de otorgar testimonio real y transparentes de un cuerpo legislativos y una institución judicial, en el que la voz de quien Gobierna se encuentre ajena a los hilos de conexión, con más o menos resistencia o rigidez en los organismos de referencia, pero al fin y al cabo, “conexiones” que sí influyen y con frecuencia de forma determinante, en decisiones asumidas (por ejemplo) por los congresistas o por los cuerpos que conforman el Poder Judicial, el control universitario, el Instituto de Pensiones, en fin, la sociedad en un significativo porcentaje, tiene claro que hemos logrado avanzar en procesos electorales de todos los niveles, recuperando marcos de legalidad y obviamente de respeto al sufragio ciudadano, ejemplo de ello es el actual Presidente de México y el Congreso de la Unión, así como los gobernadores de oposición y Congresos Estatales, que en éstos tiempos, despachan por  vía de la validez electoral en numerosas entidades de la República.

Pero en lo que en nada se ha logrado avanzar de manera significativa y apropiada, ha sido en la invasión del poderío ejecutivo, tanto nacional como estatal e incluso municipal, en la colocación “de sus alfiles” al interior de organismos que conforman los hilos disimulados del poder, que las leyes refieren como independientes y por lo mismo autónomos, pero que los malsanos “usos y costumbres”, por momentos “los convierten” en marionetas al servicio del “poder ejecutivo regional o nacional”… O sea, las campanadas en el reloj “son las que usted diga mi señoría”.

“¿Qué también lo practicaban los de “andenantes?”…

Pues “mesmamente” a ello me estoy refiriendo, a que en los organismos independientes del mando municipal, estatal o federal, su independencia históricamente ha sido “más de menos que de más”… Pero si existen dudas pregúntenle a un ex Síndico (ya no a un Regidor) de un Ayuntamiento; o dirijan la interrogante al Consejo del Instituto de Pensiones del Estado… Es más, pregúnteles a los integrantes de los cuerpos legislativos e incluso a quienes forman parte del Poder Judicial… ¿Por qué creen que un extraordinario Juez de la Gran Metrópoli, de repente y “por erres o haches” es trasladado al juzgado de la modesta zona serrana?…

Me hice viejo inmerso en la actividad informativa tanto dentro, como fuera de las esferas del poder público, la historia siempre ha sido la misma: “O haces lo que se te ordena o dejarás de hacer lo que haces”… Muy apropiado en el comentario sería utilizar aquella hilarante e impactante expresión, al clásico estilo presidencial mexicano de: “Comes y te vas”… ¿La recuerdan?… Ése es el reflejo de nuestra historia gobiernista, que lo apunto por la simple razón de que sigue igual o, en un descuido “no más tantito pior”.

¿Qué está sucediendo en Veracruz?… Que llevamos ya casi dos años y seguimos enfrascados no en la transformación, sino en “la purga de personal”, no siempre por ineficacia del purgado, sino porque ha nuevos tiempos, nuevos intereses y obviamente nuevos interesados… así han sido en nuestro México ésos laberintos del poder, luego  entonces insisto en la interrogante: ¿Dónde está la Transformación?

Reflejo de tales desatinos es que en los renglones de economía y de tranquilidad social, así como de desarrollo integral, durante un año y tres meses (anteriores a la pandemia) los resultados fueron significativamente negativos, en tanto que se desplomó la economía y se desplomó con ello la generación de empleos, agregándole a ello la inestabilidad social originada por los niveles delincuenciales que en nada decrecieron, o sea, que las columnas vertebrales de toda administración pública se encuentran quebrantadas, a lo que ahora se sumó la espantosa pandemia, que vuelve a exhibir el otro talón de Aquiles: Nuestras crecientes deficiencias en los renglones de bienestar.

Pero en Veracruz seguimos en los procesos para acomodar en el tablero del ajedrez gubernamental las fichas que cuadren entre los transformadores, lo que ha otorgado curso ha fricciones que de alguna forma desdoran los espacios de la administración pública estatal… Ya veremos los efectos perniciosos por la abierta lucha, de parte y parte, para imponer condiciones y, a  la vez, obtener dividendos… Porque en éstos temas, no siempre el “que triunfa” resulta al final realmente “el ganador”… La historia así lo refiere.

Lo que se lee

Recuerdo muy claro de mis días como estudiante (nunca fui de excelencia), una expresión que escuchaba pronunciar a un sacerdote, quien fungía como  director de la escuela donde yo estudiaba: “Después de la fiesta, viene la peste”… La referencia me vino a la mente cuando ayer jueves, el presidente municipal de la ciudad de Xalapa, externó: “No estamos para fiestas, ni públicas ni privadas, porque ya vimos la desgracia de lo que ocurrió en Xico”…

Y es que en el pintoresco municipio de Xico (relativamente cercano a la ciudad capital de Xalapa) se realizó una fiesta privada a la que asistieron numerosas familias, invitados entre los cuales muchos resultaron (días después) diagnosticados con los peligrosos efectos del coronavirus, que actualmente ronda a todos los mexicanos.

Dicen que toda comparación resulta odiosa y, podría ser, sin embargo para el caso en referencia deberíamos de calificarla como apropiada, en tanto que representa un escenario que podría registrar réplicas numerosas, colocando en elevado riesgo a familias enteras, máxime cuando se sabe que, incluso antes de ser una persona diagnosticada con los efectos mortales del Covit-19, por el propio desconocimiento del contagio, es factible que contamine a numerosas personas en sus entornos, como resultado de ignorar su condición de salud.

Ayer escuché dos o tres críticas por la exposición en referencia del alcalde xalapeño, Don Hipólito Rodríguez, por lo mismo escribí sobre el tema, porque al señor Presidente Municipal, le asiste toda la razón…

Lo que se ve

Si la pandémica práctica de ejecutar “la malsana distancia”, persiste en el marco de “dimes y diretes” entre el gobierno transformista y el sector empresarial, el resultado habrá de ser catastrófico para México, lo que sumado a la crisis económica por la pandemia, incuestionablemente arrojaría como resultado rangos desastrosos de una economía realmente anémica, victimizada no sólo por la ausencia de consumidores e incrementos en los costos de operación, sino por las fricciones cupulares que se vienen registrando desde que, el señor Presidente “oficializó” la figura de “los fifís”, al tiempo que aparecía el calificativo de “los chairos”.

La realidad es que tanto la pandemia del coronavirus y la pandemia de la improductividad, conjuntamente con la del desgaste gubernamental, están colocando a México en los escenarios del desplome tanto empresarial, como en la credibilidad de sus autoridades, factores que sumados al desarrollo del coronavirus y sus efectos altamente mortíferos, refieren a un país sumido en el caos, escenarios deprimentes que cada día resultan más complicados de superar…

Ni duda cabe, es tiempo que en México se retorne al uso de la inteligencia, precisamente en los ámbitos de suma de voluntades, de lo contrario seguiremos sumando entuertos y desaciertos que, al final, todos deberemos de pagar… Ya veremos.

Lo que se oye

Saludable será a futuro, el que hoy numerosas empresas internacionales han emprendido una vertiginosa carrera, para ser los primeros en desarrollar y aplicar con éxito una vacuna contra el Covit-19, ya en México también se aplicarán entre un grupo de voluntarios previamente seleccionados, pruebas sobre la eficacia de una de las vacunas en proceso de evaluación.

La población del mundo dirige oraciones y “buenas vibras”, a los equipos de científicos que día y noche laboran para perfeccionar y certificar vacunas que detengan la mortandad, devastación que sigue activa en gran parte del Mundo… Ya se verá si el Gobierno Mexicano fue oportuno para adquirir la vacuna que evite la agonía de miles de mexicanos… En ése rubro, las autoridades nada deberían de escatimar.         

UMPC atiende afectaciones en viviendas por lluvia

ANTERIOR

DIPUTADOS YUNISTAS SE CUADRAN CON CUITLÁHUAC Y CAZARÍN

SIGUIENTE

Te puede interesar