Causas y efectos

Huyen de la violencia

*Vacuna… Luz de esperanza
*El Adiós… Sin liquidación
*Insostenibles reaperturas

Las circunstancias que privan en el país desde mucho antes que se registrara la pandemia, o sea, en el transcurrir del primer año de la actual administración federal “auto-identificada” como “de la Cuarta Transformación”, se reflejó un significativo  decrecimiento en los renglones económicos, agudizándose un declive significativo en lo generación de empleos, que fue detectado y colocado en las estadísticas tanto al interior del país como en los ámbitos internacionales, mismos en los que al iniciarse el presente año, advirtieron que el 2020 no refería en los ámbitos de desarrollo y generación de empleos como un real panorama  positivo, agregando  que se registrarían pasos hacia atrás en la economía de los mexicanos.

Obviamente, al aparecer los dañinos efectos de la pandemia, no sólo atentado contra la salud de los mexicanos, sino quebrantando rangos de la economía nacional, los números rojos en los espacios productivos del territorio mexicano, alcanzaron mayores dimensiones que los ya  previstos con anticipación.

Ahora bien, lo menos aconsejable ante panoramas negativos en el desarrollo integral de un país, sería no identificar con claridad las causas cimentadas en la realidad, que de manera fundamental refieren a la economía de México en números rojos, tonalidad que no disminuirá manteniendo las cosas como están y como estaban, desde que se prendió la alerta a finales del año pasado, advirtiendo augurios no positivos en los escenarios económicos del territorio mexicano.

En ésos marcos de evaluación e identificación de las causas que originan retroceso en materia económica, estamos obligados a referir los ámbitos de inseguridad que siguen privando en el territorio mexicano, niveles virulentos cuyos protagonistas ahora exhiben su capacidad y nivel de poderío, con videos difundidos en las redes de Internet, hecho que tampoco es nuevo pero que  en la actualidad se ejecuta con mayores niveles “de espectacularidad”, lo que ante la imponente (porque lo es) exhibición de militantes y equipos del que se dispone en tales espacios, hace pensar no sólo en la determinación de “no retroceder y menos replegarse”, sino por el contrario, que existen las condiciones para continuar operando por sobre la existencia de “La Guardia Nacional” y de todas las estrategias de las que pudiera disponer el Gobierno de la Transformación.

Y debe reconocerse de igual forma que tales escenarios y referencias no se habían registrado nunca antes en la historia de México, como de la misma forma dejar asentado que el problema delincuencial no fue originado en los últimos dos años, en tanto que proviene de tiempo atrás… Pero muchos son los mexicanos que sufragaron en Favor de La Transformación, pensando precisamente en la posibilidad que “ése golpe de timón electoral”, nos colocara en la ruta de un país donde la violencia dejara de ser la causa de muchos de nuestros problemas, empezando por la ausencia de tranquilidad social y escenarios virulentos sin igual, en la  historia actual del país.

Se puede y debe aceptar que ningún país es del todo ajeno a la delincuencia, porque incluso en el paraíso se practicó “lo prohibido”, pero nada es más real en los tiempos actuales que un México reflejando impotencia ante escenarios notoriamente escalofriantes, que por lo mismo impactan negativamente en los escenarios del desarrollo socioeconómico, en tales dimensiones que en la región central veracruzana estamos “perdiendo” a profesionistas de primer nivel, así como familias de connotado reconocimiento, que han emigrado de ciudades como Córdoba, Orizaba y Fortín, en la busca de horizontes con espacios de mayor seguridad, porque se ha sembrado el terror ante las prácticas delincuencias de la que son víctimas numerosas familias, panoramas que ante la desesperanza que pudieran “transformarse” originan la migración hacia regiones que pudieran reflejar menores espacios delictivos.

Muchas son las ciudades donde se registra la pérdida de valiosos ingenieros, arquitectos, médicos, e incluso maestros y empresarios, hechos registrados no por la falta de trabajo, sino porque han sido impactados por los efectos delincuenciales, lo que les obliga a decidir entre quedarse angustiados por la notoria inseguridad, o buscar nuevas alternativas en regiones con menores niveles virulentos, que representa  a su vez mayor oportunidad para el bienestar.

Lo que se lee

Que de acuerdo a informaciones difundidas en el transcurrir de las últimas horas y sin que, al momento de escribir, se conocieran opiniones sobre el tema en los ámbitos científicos, se establece que en la Universidad inglesa de Oxford, fue desarrollada una vacuna contra el Covid-19, la cual en sus primeras pruebas ha referido que origina inmunidad contra el coronavirus, lo que se ha logrado en los primeros ensayos de sus efectos, sin que se hayan registrado síntomas con reacciones adversas.

El informe sobre procesos exitosos está sembrando optimismo en la comunidad médica, sin embargo aún se requieren efectuar otras pruebas, para que la comunidad científica proceda a declarar a la nueva vacuna, como apropiada para originar inmunidad en los seres humanos frente a los efectos mortales de las pandemia, que hasta el momento prosigue sembrando dolor y muerte en gran número de países del mundo… En el mundo se elevan oraciones para que así sea.

Lo que se ve

Muchos son los veracruzanos (deberíamos referir que decenas de miles) que se han quedado sin trabajo e incluso sin liquidación, panorama preocupante que agudiza roses y distanciamientos entre el sector laborar y los propietarios de empresas, al tiempo que en las oficinas municipales, estatales y federales, poco o nada se aprecia para diseñar y aplicar programas emergentes, que permitan apalancar la prosperidad empresarial en tierras del son y la bamba.

Bajo las perspectivas de la actualidad, el tema laboral pareciera originar distanciamientos severos entre trabajadores y autoridades de los tres niveles de gobierno, situación que “ya ingresó” al área de las tensiones y los reclamos entre núcleos laborales y el sector empresarial, situación que oscurece aún más el panorama, escenario que sin duda alguna agudizará las cifras negativas en el renglón de productividad y, paralelamente a ello, podría quebrantar los ya endebles niveles de tranquilidad social… Una cosa lleva a la otra.

Lo que se oye

Son diversas las regiones en el país que se han visto en la emergencia de regresar al pasado inmediato, retomando las medidas de elevada emergencia pandémica, ante el rebrote de nuevos casos cuyo desarrollo ya había sido previsto por algunos especialistas, a quienes las autoridades ni siquiera voltearon para verlos.

Es nuevamente la línea ascendente (¿Cuál curva?) referida esquemáticamente por el incremento de contagiados, la que se ha convertido en el dolor de cabeza de funcionarios como el Doctor Gatell, en tanto qué “por aquí anuncian” referentes e indicadores de disminución en los contagios, no transcurre mucho tiempo para que dicha  línea se dispare, reflejando incrementos de contagios con cifras que por sí solas siembran preocupación.

Nada positivo está resultando el que se reduzcan los márgenes de emergencia para reactivar la economía, si al tiempo de la reapertura sobrevienen mayores reportes de contagiados, otorgando curso a un panorama que desacredita la calidad de opinión de los especialistas, al tiempo que se coloca en mortal riesgo a mayor número de mexicanos… Ahí la dejamos.    

Choca contra árbol al salir de la carretera cerca de Cuitláhuac: dos heridos

ANTERIOR

Fuerte enfrentamiento entre Fuerza Civil y delincuentes en congregación El Encinar

SIGUIENTE

Te puede interesar