Acertijos

LA CEAPP CON EL GOBERNADOR

*La vida es la mejor cosa que se ha inventado. García Márquez. Camelot.

La presidenta y el secretario ejecutivo y los comisionados, nos convocamos en la sede de la Comisión Estatal para la Atención y Protección de los Periodistas (CEAPP), en la jalapeña calle Ávila Camacho, ya el sol llegaba, había sido una mañana muy fría, de duro cierzo invernal, llegamos caminando a ese Palacio, habitado ahora por nuevos morenistas. Con la presidenta, Ana Laura Pérez Mendoza, y el secretario ejecutivo, Jorge Morales Vázquez, Silverio Quevedo Elox, Gilberto Haaz Diez, Arturo Reyes Isidoro, Luis Alberto Romero Herrera, faltaron Pedro Alberto y Sayda Gisela, un ujier nos pasó a esa llamada Sala de Banderas, donde una foto señera de Benito Juárez, sosteniendo en su mano derecha sus Leyes de Reforma, entre la bandera mexicana y la de Veracruz, ahí fuimos acomodados, sentados tipo herradura, por el lado de enfrente, presidía el gobernador, Cuitláhuac García Jiménez (18 de abril de 1968), a los lados, el secretario de Gobierno, Eric Patrocinio Cisneros Burgos, el de Seguridad Pública, Hugo Gutiérrez Maldonado, el coordinador de Comunicación Social, Iván Luna Landa, y el asesor del gobernador, un tipo listo y hábil, con licenciaturas  y doctorados por doquier, alguien en quien Cuitláhuac mucho  confía, Arturo Márquez Murrieta, politólogo, estudioso de las democracias, donde se encuentren; consultor, experto en Derechos Humanos y de la defensoría de Atención a Víctimas, y las agresiones a los periodistas. Allí comenzamos una reunión buena, fructífera, de un poco más de una hora donde los periodistas exponían la problemática de los crímenes a algunos de ellos, lamentablemente, y la labor y la coordinación eficaz que se hace para los que están siendo amenazados. Al ser un organismo autónomo, la Comisión fue deshojando uno por uno los casos. El gobernador absorbía todo, donde dudaba, preguntaba, donde sabía, afirmaba. Una mesa de diálogo efectiva, todos aportaron sus puntos de vista, el gobernador tomaba nota. Lanzó ahí ante esa Comisión la idea de crear el Premio al Periodismo Regina Martínez Pérez, para apoyar a reporteros, columnistas, fotógrafos, articulistas, y pensando en esa grandiosa mujer reportera de Proceso, que un mal día encontró la muerte de manos de unas bestias. Una hora y piquito después nos despedimos, había que tomar camino para el regreso a casa, cumpliendo con el deber, cuando se puede.

EL GORDO DE MOLINA/AHÍ SE VEN

En el camino de Xalapa a Orizaba, me enteré de la decisión. Sucede que Juan Carlos Molina Palacios, un político engordador de ganado del bueno, a quien el presidente Peña Nieto entregó dos primeros lugares en esa buenaventura suya, de tener ganado de la más alta calidad, compitiendo contra Brasil y los que le pongan enfrente, pues sucede que se enojó el llamado Gordo de Molina y les dijo a los priístas: Ahí se ven, y se fue dejando a los pocos legisladores existentes, creo que son tres nada más, un tsunami llamado AMLO los arrasó y por poco los desaparece de la tierra, como a los dinosaurios. De Molina no ha renunciado al PRI, pero ya no quiere saber nada de los colegas legisladores veracruzanos, unos dicen que su enojo es porque Héctor Yunes Landa (Coño loco), no quiere que se haga cargo del PRI, él o uno de los suyos, así atardecía esa noche cuando de Molina, como el América a Los Pumas, les clavó seis despedidas. Ahí se ven.

LORENA PIGNON RIVERA (SRE)

Lorena Pignon Rivera no necesita pasaporte. Ella es delegada de la Secretaria de Relaciones Exteriores en Veracruz, su sede es Xalapa. Ha sido personaje que le gusta la política, saltó a la fama mundial cuando una media tarde le llegó de visita la poderosa Elba Esther Gordillo, que después de sufrir quebranto, necesitaba su pasaporte nuevo, y Lorena, más que puesta, de mujer a mujer, la atendió y se fue con su documento. Cuando el tuiter se lanzó al mundo, todo el país se sorprendió el por qué la maestra Gordillo había llegado a Xalapa, cuando en Ciudad de México hay muchas oficinas. Cosas del destino. La historia es que Lorena vino a esta Orizaba mágica, a inaugurar con las autoridades municipales la nueva oficina de Relaciones Exteriores, en el antiguo Cinema Orizaba, hoy llamado Metropolitano. Quedaron bonitas y eficientes, un amigo en común, que vive en Ciudad de México, me llamó y me sorprendió: ‘Va a visitarte Lorena a tu oficina, quiere saludarte y conocerte’, y aquí llegó y me sentí presumido y halagado, porque ella vino a mí, cuando la Maestra fue a ella, junto al secretario del Ayuntamiento de Orizaba, Alfredo Hernández Ávila. Me tomé la foto con Lorena, platicamos un rato de lo mucho que se puede platicar cuando se encuentra a una mujer que conoce de política. Estudiosa, ha abrevado el saber en el Instituto Matías Romero, donde se preparan todos los funcionarios de carrera en el servicio exterior, allí junto a los grandes que han estudiado en ese lugar de saber. Vimos mi pared, llena de fotos de personajes, entre presidentes y gobernadores y alcaldes y los de a pie, los del pueblo, la perrada, y conoció a muchos de ellos. Trae un buen trabajo en la SRE, de mucha valía, nos despedimos quedando le devolvía la visita en cuanto pise Xalapa, que lo hago muy seguido.

www.gilbertohaazdiez.com

Ejecutan a hombre en calles de Cuitláhuac

Anterior

Hackean cuenta de Facebook de Luis Miguel

Siguiente

Te puede interesar

mas en Acertijos