Acertijos

AQUEL NIÑO COLOSIO

Acertijos

*Albert Camus. “Un periodista no puede ponerse al lado de quienes hacen la historia, sino al lado de quienes la padecen”. Camelot. 

Cuando aquel 23 de marzo de 1994, en el villorrio llamado Lomas Taurinas, sucedió aquel magnicidio que cobró la vida de su padre, que para presidente iba y que, al momento de su muerte, los historiadores Enrique Krauze y el periodista Julio Scherer Ibarra, llamaron “Una conjura de Shakespeare pura”. Aquella vez de la muerte, Luis Donaldo Colosio Riojas (Magdalena de Kino, Sonora; 31 de julio de 1985), era un niño, escasamente 9 años cuando quedo huérfano de padre, y de madre poco después, pues Diana Laura Riojas Reyes, moriría poco después de cáncer. En aquel tiempo muchos avezados priistas lo utilizaban, el nombre de su padre abría puertas. Cierta vez llegó a Xalapa a ver al gobernador en turno, venía representando a un bufete de Monterrey para un cobro pendiente con algún particular. El gobernador, Fidel Herrera Beltrán, lo atendió con cariño porque, además era hijo de un amigo muy querido. El asunto se resolvió. Siguió su camino y Dante Delgado Rannauro, que tiene buena caña de pescar y anda viendo que pepena, pescó a un grupo de jóvenes para tenerlos en sus filas. Alguno de ellos en algún tiempo será presidente de México, no lo olvide. Pues Dante en Movimiento Ciudadano (MC), su franquicia, tiene allí en Nuevo León dos buenos candidatos, uno es Luis Donaldo Colosio Riojas, nuestro Kennedy, como lo fue el hijo del asesinado JFK, ahora diputado por el congreso local. El otro, es aquel que cobró fama, cuando le decía a su esposa que escondiera o no enseñara la pierna en YouTube, Samuel García Sepúlveda, senador por Nuevo León. Los dos buscan la gubernatura. Lleva un poco de delantera el senador, pero todo puede suceder. Esperemos. 

PLAZAS LLENAS 

Este fin de semana, gracias al Puente, al Buen Fin y a que el gobierno ya pagó quincena y aguinaldos, las plazas estuvieron a reventar, con muchos compradores habilitando la economía muy deteriorada en tiempos de Pandemia. Una gente aquí me dijo que la orizabeña Plaza Valle, en Circunvalación estaba llena. Yo estuve el sábado en las dos de Veracruz: Américas y Andamar, la segunda impactante, con las grandes tiendas Palacio de Hierro y Zara, del leonés más rico de España, Amancio Ortega, y de otras partes del mundo, que tiene 7920 tiendas y que cada que usted y yo respiramos, sus máquinas registradoras captan una venta en el mundo, hasta en Rusia donde tiene varias. Entré a su tienda, porque ahora ya no se puede ir a España, la tienen muy bien cuidada, sanitizada y con ofertas y productos. Llamó mi atención que golpeó más a la economía de la otra plaza, pues sucede que el lado de Américas de los cines, esos locales comerciales los renta Grupo Chedraui, y no es lo mismo de la otra parte, que fueron comprados por empresarios veracruzanos gracias a que el gobernador Dante Delgado Rannauro, andaba de promotor inmobiliario y les hizo el gran favor de la vida, pues apenados se obligaron a comprar esos locales y hoy cobran sus buenas rentas. Ahí de ese lado hay locales cerrados con el clásico Se Renta. Esperamos que la economía se componga, pues hay restaurantes, como uno en Orizaba, Montealban, que cierra sus puertas después de 80 años de dar de comer. Bueno, como dice Julio Iglesias: unos que nacen otros morirán. 

EL OBISPO DE ORIZABA 

El Obispo de esta Diócesis, Eduardo Cervantes Merino, da un consejo. Dijo en su homilía que “En México medio sabemos leer, medio sabemos escribir y tristemente somos de los países que menos leemos en el mundo, y es que eso nos ayuda a desarrollar la capacidad”. Yo recuerdo que un día el Padre Marcos Palacios, me invitó a ver al pie de la iglesia del Carmen, una cafetería y librería que allí tenia. No recuerdo bien si prestaban esos libros, pero tiene razón el Obispo, leer lo es todo, bien lo dijo San Agustín: “Cuando rezamos hablamos con Dios, pero cuando leemos es Dios quien habla con nosotros”. 

www.gilbertohaazdiez.com 

Menor de edad impacta automóvil contra fachada de negocio

ANTERIOR

Cuitláhuac, dos años

SIGUIENTE

Te puede interesar

Más en Acertijos