Acertijos

¿A QUÉ VINO EL PRESIDENTE?

Acertijos

*Del gobernador de Chihuahua, Javier Corral, al presidente AMLO: “Conmigo se va a topar con pared. Andrés Manuel López Obrador podrá tener acojonados a algunos gobernadores, pero yo no tengo fallas por corrupción”. Camelot.  

Vino AMLO, decía su programa oficial, a vigilar los programas de Bienestar. Donde aseguró que de cada 10 hogares al menos en 6 les está cayendo un apoyo. Le echó flores a Xalapa, de quien el poeta decía: ‘Mi linda Xalapa de café, lo que inspiran mi corazón’. Ciudad cafetalera donde en Las Ánimas de Manolo Fernández Ávila-Camacho, se producen los mejores cafés de altura del mundo. Capital del Estado, ciudad gobernada por Morena, y cuando el presidente habló y señaló a Xalapa como precursora del movimiento de transformación nacional, enseguida le reviraron un meme donde señalaban al alcalde más huevón, eso decía. De Xalapa a Veracruz y el mismo domingo por la tarde rumbo a Córdoba. Visitó tres territorios políticos, uno de Morena y dos del PAN. Tiró datos como de una mañanera, cuando habló que el empleo se recupera y por allí aprovechó el viaje para afianzar y echar su porra, como siempre lo hace, al gobernador Cuitláhuac García Jiménez, del cual dijo: “aligera carga, es un hombre trabajador y de convicciones”, después de otra toma en las redes sociales, se veía a la gente cuando el presidente salía de Xalapa, inconforme y enojados porque no pudieron expresarle nada, él arriba de la Suburban blindada, al igual que afuera del Museo Naval, donde lo alcanzaron los de Frena, que le tienen tomada una parte de la plancha del Zócalo de Ciudad de México. Así fue ese par de días veracruzanos.  

LOS ROBOS A CELULARES 

Algún día, estando en España un amigo me preguntó el por qué en México asaltaban para robar los celulares, móviles les dicen allá. Me quedé pensando porque es muy cierto, este es el único país en el mundo donde los asaltos y robos a celulares son el pan nuestro de cada día, lo mismo arriba de los autobuses colectivos, donde a diario los noticieros comienzan su programa con un asalto a los pasajeros, algunas veces con destino final terrible, como el estúpido idiota macuarro que mató a un pasajero por ese celular, lo mismo se ven en las motocicletas a los hampones descendiendo de ellas y amedrentar con una pistola a hombre o mujer por despojarlos del celular. Es un tema que ni va a terminar nunca, ni con la 4T ni con lo que venga, el hampa se ha apoderado de las ciudades, hablo de esta hampa menor que asalta a gente que camina o se sube a un microbús. Solo en Ciudad de México, donde son más comunes, de enero a agosto de 2020 (información del noticiero de Ciro Gómez Leyva), se han denunciado 2 mil 925 robos de celulares en la vía pública. Esos los que se denuncian, porque una gran mayoría no lo hace. En caso de ser víctima del robo, dicen los expertos, se debe hablar vía telefónica con el operador de la línea y proporcionar el número telefónico e imei para que sea bloqueado la línea y el equipo. Algún día, en Ciudad de México donde hay tianguis por doquier (un tianguis en cada hijo te dio), se procuró prohibir la venta de celulares usados, que por lo regular la gran mayoría son de robos. Quien esto escribe, hace un par de años cuando iba de viaje a México compraba un celular en un OXXO, de esos baratitos y lo ponía al lado del asiento por si algún asaltante con pistola en mano me lo pedía. Le daba uno barato y asunto concluido. Porque independientemente de lo que valga el teléfono, ahí van todos los datos de uno y la memoria fotográfica. Por eso ahora es común que la gente se haga justicia con mano propia, hartos de los robos, y a los rateros los amarren a un poste público y algunas veces hasta han sido quemados, Fuenteovejuna, señor. 

www.gilbertohaazdiez.com  

Colectivos marchan en Orizaba para exigir legalización del aborto

ANTERIOR

Huerta Ladrón de Guevara resulta herido en la frente al caer tras evento de AMLO

SIGUIENTE

Te puede interesar

Más en Acertijos