Nacional

Factores a tomar en cuenta para empeñar de forma segura

Luego de haber adquirido deudas a finales del año pasado y realizar gastos considerables, la cuesta de enero puede afectar las finanzas personales y del hogar. Por ello, algunos optan por empeñar prendas de valor capaces de devolver un poco de lo gastado. Existen muchas casas de empeño, por lo que es necesario verificar tasas de interés, comisiones, avalúos y gastos de almacenaje, entre otros, para dar con la mejor y más segura opción.

Durante la cuesta de enero, las personas ven afectada su economía ante el incremento del gasto asociado a las celebraciones, aunado a la crisis económica causada por la pandemia. Por ello es un periodo en el que es necesario reorganizar gastos y deudas, así como aminorar los gastos hormiga y lujos. De esta manera, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), a través de un comunicado señaló, si al afrontar la crisis económica se decide empeñar prendas, es necesario tener diversos puntos en cuenta.

Si es inevitable llevar a cabo esta opción, antes de dirigirse hacia alguna casa de empeño, se aconseja comparar cuáles son los intereses y comisiones entre las firmas a considerar. De la misma forma, se deberá revisar los costos involucrados en el trámite como el avalúo, los gastos de almacenaje o si se cuenta con seguro contra robo. Una vez realizada esta investigación, se debe saber cuál es la tasa de interés anualizada respecto a la tasa mensual. También, se pueden revisar las quejas en contra de la empresa si es que las hay en la página oficial de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco).

Otras de las acciones recomendadas por la Condusef para sobrevivir a la cuesta de enero pueden ser reorganizar presupuestos entre los pagos necesarios y las deudas adquiridas, jerarquizando de la mayor a la menor y así poder acabar pronto con ellas. Aunado a ello, uno de los errores más comunes es pagar el mínimo en los créditos, pues esto sólo alarga la deuda y los intereses continúan aumentando. También se puede pedir apoyo de la familia para tomar responsabilidad en el uso de luz, agua y gas, servicios que generan deudas obligadas a pagar.

Empeñar prendas puede ayudar a acabar con las preocupaciones del momento, pero debe entenderse como una solicitud de crédito a modo. Por ello también se debe tener en cuenta la demasía, monto económico de compensación en caso de perder la prenda. Durante la cuesta de enero, esta práctica es común entre los mexicanos, sin embargo, una educación financiera evitaría soluciones de emergencia y estabilizaría la economía familiar.

Fuente: Notipress

Dejan descuartizado con mensaje a orilla de carretera cerca de Balastrera

ANTERIOR

Cómo llevar una vida digital con mayor seguridad, según expertos

SIGUIENTE

TE PUEDE INTERESAR

MAS EN Nacional