LocalPrincipal

Parque nacional Pico de Orizaba condenado a desaparecer por la depredación

Calcahualco, Ver.- La serie de denuncias que pobladores de las faldas del Pico de Orizaba han efectuado respecto a la continua depredación de bosques provocó que elementos de la Guardia Nacional, efectivos de Seguridad Pública y Fuerza Civil iniciaran operativos de vigilancia en comunidades asentadas al menos en 6 municipios donde algunos de ellos colindan con el estado de Puebla.

La depredación de los bosques, principalmente a manos de taladores procedentes de Puebla causa grave impacto ecológico en parque nacional del Pico de Orizaba y ahora afecta tanto al turismo regional como nacional e internacional.

Hace varios días un grupo de motociclistas ascendieron a las faldas del Pico y fueron baleados, aunque solo provocó el derrape de una pareja, por supuestos talamontes quienes culparon a los deportistas de montaña y visitantes de ser quienes reportan la tala furtiva a cuerpos policiacas y por ello se han dado los operativos en esa zona.

Los operativos que realiza Guardia Nacional en forma conjunta con SSP se realizan en los municipios de Coscomatepec, Calcahualco, La Perla, Mariano Escobedo e Ixhutlancillo, entre otros.

La Semarnat ha recibido denuncias constantes desde hace varios años sobre la depredación del parque nacional Pico de Orizaba, cuyo guardabosque nada ha podido hacer para impedirla.

 No hay detenciones, no hay sanciones ni una multa en contra de quienes día tras día, año tras año han destrozado toda la riqueza maderable que existe en las faldas del Pico de Orizaba.

La depredación de los bosques representa un jugoso negocio que inicia con el que corta los árboles y convierte en tablones y troncos cada árbol hasta quienes la bajan del Pico para entregarla a quien la comercializa ya como producto artesanal o de trabajo.

Los programas de reforestación no solo desaparecieron desde hace años en los cuales decenas de campesinos encontraban trabajo, sino que ahora el programa federal Sembrando Vida aceleró la tala clandestina con la intención de incorporar las tierras deforestadas a cultivos básicos lo cual tampoco se ha hecho.

La brutalidad policiaca que no queremos ver en nuestra propia casa

ANTERIOR

YA LES URGE ACTIVAR LA PITUITARIA

SIGUIENTE

Te puede interesar

Más en Local