El crimen, flagelo de veracruzanos: obispo

Córdoba.- Inició el 2018 y con el, las muertes y tragedias continúan siendo una vertiente en nuestra ciudad y estado dejando a simple vista, que el pensamiento de la humanidad continúa siendo hostil y frío.

El obispo de la Diócesis de Córdoba Eduardo Porfirio Patiño Leal, expresó que esta situación es lamentable y complicada debido a que los enfrentamientos y eventos violentos así como la delincuencia, se encuentren a la orden del día.

“Seguimos padeciendo un flagelo que se va intensificando y lamentablemente, desconocemos que es lo que está generando o quién está detrás de estos crímenes crueles que a todos nos horrorizan e indignan, pues es notorio que atrás de estos eventos, se encuentran muchas personas perversas que han perdido la conciencia de toda humanidad así como los escrúpulos” ratificó.

Asimismo, dijo que estos casos se deben llevar hasta las últimas consecuencias, que se persigan este tipo de delitos, para que no queden impunes y así se pueda vivir en paz.

Patiño Leal recordó que estos eventos son preocupantes ¿Quién está detrás de estas operaciones?, ¿A quién se busca desacreditar? pues estas cosas son vendettas o revanchas que tienen grupos delictivos y que tal vez se quiere desprestigiar a las autoridades o complicar el panorama de las campañas electorales que están en puerta, pues como dice el obispo, se ignora el porqué de esta situación.

“Simplemente, estos eventos llaman mucho la atención porque esta escalada de violencia preocupa mucho, ahora estas personas que realizan estos actos de horror, son los que iniciaron mal el año pues estos casos como lo había mencionado, siguen lacerando a la humanidad, la ciudad y el estado en general”, externo.

Sin embargo, Patiño Leal señaló que este año lo han iniciado muy bien todas las personas, pues son muchas las que se esfuerzan en hacer el bien, en buscar que exista más dignidad, respeto a los derechos humanos, apoyo a la fraternidad en las comunidades, en las capillas, existe gente que sigue haciendo su trabajo y que pese a la inseguridad, no ha perdido la calma y la paz interior para fortalecerse y seguir adelante.

“Yo creo que en este sentido estamos iniciando el año con un corazón renovado y contra toda esperanza, pues dice la escritura del profeta Abraham: Esperanza contra toda Esperanza. Pues hay mucho panorama negro, pero también existe mucha gente buena que contribuye con cosas buenas” finalizó.

error: www.sucesosdeveracruz.com.mx