Baños públicos, un $ucio negocio

Córdoba, Ver.- Es cierto que los sanitarios son una necesidad y quienes gustan de hacerse de dinero fácil sin esforzarse vieron que en los baños públicos podían obtener buena lana, sin importantes el consentimiento de las autoridades municipales y sanitarias, al fin y al cabo entre éstas se echan la bolita al argumentar que no tienen la facultad para intervenir.

Mientras esto ocurre entre las autoridades, la gente que sabe que los baños públicos son un negocio, pues sólo tienen que acondicionar un pequeño espacio para que funcione como WC y cobrar de $3 a $5 por persona, al sumarlo las ganancias son jugosas.

Córdoba no es la excepción y abundan los baños públicos, muchos de ellos instalados dentro de los mismos negocios del área de  servicios como restaurantes, gasolinerías, hoteles de ínfima categoría donde no cobran a los clientes, pero sí a la gente externa.

Lo peor es que en casas particulares también se presta el servicio de sanitarios, basta con darse una vuelta por la zona del mercado Revolución para percatarse  del negocio que hacen las personas, y ello representa un problema de salud pública porque las condiciones del lugar están pésimas y en la mayoría de los casos un mismo WC es usado por varones y mujeres.

Pero si vamos más allá, se han preguntado cuánto dinero se mueve de los “sanitarios plus” de las centrales camioneras, o de los mercados  públicos, los que están concesionados a particulares y como a éstos les reditúa muy bien no tienen empacho en pagar altas mensuales por la concesión.

Al menos los baños sanitarios en las centrales camioneras de primera están limpios, no así los de segunda, donde ni siquiera jabón hay para lavarse las manos.

Y si vamos a los mercados municipales, donde también el servicio está concesionado, no hay palabras para describir los fétidos olores que se desprenden, y el riesgo de salud que implican.

Desde décadas atrás comenzó el negocio de los baños públicos para  bañarse, y todavía existen pero pocos, aquí por usarlos la cuota es de $20 a $30.

En la zona del mercado hay hoteles donde cobran por bañarse $20, pero en las regaderas comunes, si quiere bañarse en un cuarto vale $30.

A decir de una encargada de un hotel ubicado en la calle 9, a un costado del mercado Revolución, por día se pueden sacar hasta $600 por usar el WC, porque van los comerciantes y gente que acude a comprar. El servicio para bañarse ya tiene poca demanda.

TODOS QUIEREN UNA CONCESIÓN MUNICIPAL DE BAÑOS, UNOS CUANTOS LA TIENEN

El diputado local Hugo Fernández Bernal, dijo que cuando fue alcalde de Córdoba (2001-2004) ya se tenía dada la concesión de los baños del mercado Revolución y por mes tenían que pagar al Ayuntamiento $20 mil.

A través de una investigación se conoció que en la administración municipal pasada se recibían $45 mil mensuales por la concesión del mercado Revolución.

SE COMPROMETE TOMÁS RÍOS A REGULAR EL PROBLEMA

El alcalde Tomás Ríos Bernal reconoció que por el negocio que representaban los baños del parque de San José, el Ayuntamiento entró al quite y optó por dar el dinero que se recauda al DIF Municipal, también de otros parques. El mercado Revolución está concesionado de muchos años atrás.

En el caso de los baños que funcionan en casas particulares expresó: “vamos viéndolo, es Comercio quien va revisando, igual Salubridad, nosotros también tenemos un departamento de Salud que debe darse una vuelta y tiene que normarse”.

Y agregó, “cuando son casas particulares faltaría regularlas, son muchas casas, no sabía ni cuáles, pero la intención es regular”. Es que al prestar un servicio deben pagar la apertura.

Insistió que durante su administración se pondrá énfasis a este problema, hay un Reglamento de Comercio que ya revisa la Coordinación de Comercio junto con la Cámara de Comercio, y si entra este punto se tomará en cuenta.

ENTRE LOS FUNCIONARIOS SE ECHAN LA BOLITA

Cabe señalar que tanto Juan Paúl González Rannauro, coordinador de Comercio Municipal y Baltazar Justo Martínez Pérez, coordinador de Salud Municipal, al ser cuestionados sobre el tema dijeron que no era de su competencia, refiriéndolo a otros funcionarios.

Por su parte, Catalina Onofre Hernández, coordinadora de Protección contra Riesgos Sanitarios, acompañada de Arturo Anguiano Díaz, explicó que el servicio sanitario público en lugares públicos sí está reglamentado.

En el caso de las casas que acondicionan un WC y cobran, es la autoridad municipal la obligada a vigilar porque hay de por medio un servicio que se cobra, la Coordinación de Protección contra Riesgos Sanitarios interviene después de que hay una queja del ciudadano.

 NECESARIO REGULAR EL SERVICIO SANITARIO PÚBLICO

 Al respecto, el diputado Hugo Fernández Bernal reconoció que existe en “vacío legal” en cuestión del servicio sanitario que se presta en propiedades privadas, como son centrales de abasto, terminales de autobuses y plazas comerciales, porque no se estipula si debe ser gratuito o con costo para el usuario.

En los casos donde se oferta el servicio sanitario con costo en casas particulares, negocios y mercados municipales, corresponde a los ayuntamientos reglamentar a través de sus cabildos.

Sin embargo, reconoció que los baños públicos son un “negociazo” para quienes los manejan, por lo que consideró oportuno investigar al respecto qué hay y falta por hacer para reglamentar este servicio, porque finalmente hay personas que obtienen un beneficio económico por otorgarlo y como negocio tienen derecho a pagar a la autoridad competente, y cobrar una cuota, pero sin abusar de la necesidad de la gente.

 LA GENTE, DISPUESTA A PAGAR, PERO SI RECIBE BUEN SERVICIO SANITARIO

 Por su parte, Abraham Becerril Gómez, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) en la zona Córdoba-Orizaba, dijo que los cabildos deberían reglamentar sobre el servicio sanitario que se otorga en los mercados municipales, y casas particulares porque si la gente paga por un servicio con justa razón debe ser lo mejor posible.

En el caso de los lugares públicos que prestan un servicio como las centrales de autobuses, al ser empresas privadas se rigen por la ley de la oferta y la demanda y por ende lo cobran, hay gente que está dispuesta a pagar los $3 o $5 que cobran en los “sanitarios plus” y agradece que estén limpios porque disminuye el riesgo de contraer una enfermedad.

BAÑOS PÚBLICOS, UN RIESGO PARA LA SALUD

Los baños públicos son considerados un foco de infección por la inadecuada higiene que tienen, y representan un riesgo para las personas que los usan.

En un inodoro hay millones de bacterias causantes de severos daños a la salud, desde infecciones en la piel, en las vías urinarias, vaginales, herpes, hepatitis, hasta el Virus del Papiloma Humano, entre muchas otras.

También se demostró que la palanca para jalar el agua es la más contaminada, le sigue el asiento del inodoro y luego las llaves del lavabo.

Está claro que acudir al baño es una necesidad fisiológica que no puede esperar, así que en caso de que se encuentre en esa situación es recomendable acudir a un sanitario de algún restaurante porque está comprobado que son de los lugares más limpios.

Además, se recomienda no sentarse por completo en el inodoro, bajar la tapa antes de jalar la palanca del agua para evitar que las bacterias salgan volando. Desde luego, portar un gel antibacterial en caso de que no haya jabón.

   

Valora este artículo
(0 votos)

Galería de imágenes